EL EJÉRCITO EN MOVIMIENTO

DESPLAZAMIENTO:

Las legiones marchaban mediante un orden establecido:
1. Las tropas auxiliares (infantería ligera, arqueros...) marchaban antes que los demás para explorar la zona y ver si habían enemigos.
2. Había una legión reforzada por un regimiento de caballería, esta legión se denomina la vanguardia.
3. Habían hombres que transportaban todos los elementos para la construcción del campamento.
4. Habían pioneros que despejaban el camino, eliminando obstáculos y reparando los caminos.
5. El equipaje del general y sus asistentes, con una fuerte escolta montada.
6. El general y su guardia personal.
7. Las fuerzas conjuntas de caballería, 120 jinetes por legión.
8. Las máquinas de asedio desmontadas.
9. Los oficiales superiores: legados, tribunos y prefectos auxiliares, con una escolta de tropas escogida.
10. Las demás legiones. A la cabeza marchaba el portaestandarte con el águila imperial, rodeado por los demás portaestandartes y tras ellos los cornetas. Detrás de cada legión el equipaje de la misma.
11. La retaguardia, formada por una fuerza combinada de legionarios, infantería ligera y caballería.


MONTAR EL CAMPAMENTO:

Montar el campamento no era fácil. Tras cortas árboles y desbrazar el terrero, cavaban un foso de tres metros y medio de anchura, dos y medio de profundidad y casi un kilómetro de longitud, amontonando la tierra tras el para formar un terraplén. Cada soldado llevaba dos estacas puntiagudas que se clavaban el lo alto del terraplén, para formar una empalizada. Cada centuria se encargaba de cavar una sección del foso. Cada soldado tenía una tarea. Una vez terminado, el resto del ejército retrocedía. Se ponían centinelas en el terraplén y puntos importantes del campamento. Entonces los legionarios empezarían a levantar las tiendas.
Una cohorte se encargaba de la vigilancia fuera del campamento. Primero se levantaba la tienda del general, y todo el campamento se orientaba con respecto a él. Cada centuria se disponía en una extensión de 36X10m.
Las posiciones de las centurias eran siempre las mismas de modo que los soldados sabían exactamente donde instalar sus tiendas.

1174251913.jpg

EL CAMPAMENTO:

Todos los campamentos se organizaban igual, pero no eran iguales en las comodidades o defensas.
Los campamentos podían ser unas verdaderas ciudades, protegidos por una sólida muralla de piedra o madera, con terraplenes de tierra y un foso perimetral, flanqueada por torres de guardia.
En el centro del campamento se encontraba el cuartel general, las oficinas, los depósitos de armas y el templo. Los oficiales viven en verdaderas "casas" y los soldados en habitaciones colectivas. Disponen de salas de ejercicios, almacenes, un hospital y termas.
Cada unidad tenía campos en los cuales sembraba trigo y criaban caballos, mulas o bueyes para el transporte o animales para la provisión de carne.
En el campamento había un taller donde se hacían tejas y ladrillos, y se fabricaban y reparaban armas.
Habían diferentes clases de campamentos:
-Campamentos de eventuales: que eran construidos al finalizar la marcha diaria y destruidos al marcharse del lugar se construían siguiendo un orden y disciplina muy estricta.
-Campamentos permanentes:
Los campamentos permanentes hechos en piedra eran utilizados como campamentos de invierno. En época de paz se convertían en pequeñas ciudades con una extensión de unas veinte hectáreas para albergar una legión.
Muchas de las ciudades romanas surgen de los asentamientos de los campamentos romanos.



1174251942.jpg

VIDA COTIDIANA:


Tiempo libre:
Los reclutas debían hacer instrucción dos veces al día, los veteranos sólo una, por eso los veteranos disponían de más tiempo libre que ocupaban en haraganear por las calles, en jugar, en trapichear con algún barril de vino "extraviado" del depósito de la legión o en ocuparse de alguna dama necesitada... o sea, igual que hoy en día, y es que los siglos pasan, pero hay cosas que nunca cambian. Los legionarios profesionales tenían prohibido casarse mientras durara su servicio de veinte años, pero en las legiones acantonadas de guarnición permanente se solía hacer la vista gorda, ya que era frecuente que los legionarios, si bien no podían casarse "legalmente", se juntaban creando familias estables que tras el licenciamiento se legalizaban. De esta forma, los hijos de un legionario romano y una hispana o una gala o una griega que no poseyera la nacionalidad romana, al casarse legalmente con el legionario obtenían automáticamente la ciudadanía de pleno derecho y podían así alistarse en las legiones siguiendo los pasos de sus padres. Este sistema fue uno de los que más aportó al esfuerzo romanizador.

La comida:
La comida de los legionarios se acomodaba al lugar en el que prestaran servicio. Siempre había un elemento básico: el trigo, se utilizaba para ser preparado en panes o tortas, y después lo que diera la tierra. Por ejemplo, en España, tierra de abundantes huertas, los legionarios romanos inventaron nuestro famoso Gazpacho, a base de productos hortícolas aborígenes a los que tras el descubrimiento de América se añadieron otros. Cada legión de guarnición se encargaba de comprar los suministros que podían encontrarse en la zona, y si se estaba en una zona gastronómicamente privilegiada entonces se comía bien. Esto es algo que no ha cambiado en absoluto.

external image Roma_Comida_02_Historia_Jerez.jpg

La Sanidad:
El mundo romano era un "mundo limpio"... al menos teóricamente. Los acueductos, las termas, las fuentes que plagaban el Imperio nos dan fe de ello. Evidentemente, había zonas más saneadas que otras y zonas que parecían vertederos dentro de la misma ciudad de Roma, pero el agua corriente y la higiene personal, verdadera obsesión de los romanos, hicieron de Roma un mundo mucho más saneado que los anteriores y los posteriores. El desarrollo tecnológico conseguido por Roma, un desarrollo que no sería alcanzado hasta las postrimerías de la Edad Media, posibilitó el avance de la medicina. Baste señalar que para tratar la peste, los médicos romanos aplicaban tratamientos de desinfección mientras que en el siglo XIV se ponían caretas para tratar de "asustar" a la enfermedad. Sin antibióticos ni otros adelantos, la medicina romana, heredera directa de la medicina griega.
La sanidad militar romana fue la más eficaz de la Historia hasta la organización de los Tercios españoles en los primeros años del siglo XVI. En cada campamento permanente romano había un gran edificio, el valetudinarium u hospital, donde los médicos militares trataban las dolencias de la guarnición. Los instrumentos encontrados en las excavaciones tienen una similitud prácticamente exacta con los usados hasta hoy día, lo que indica el alto grado de perfección conseguido por la sanidad militar romana.

El salario:
El ejército romano era un ejército bien pagado comparado con otros ejércitos incluso de nuestros días. El salario de los soldados romanos en la época de la muerte de César-principios del Imperio era aproximadamente el siguiente:
external image f_36624439_1.jpeg
GRADUACIÓN
DENARIOS
Legionario
225
Pretoriano
500
Centurión
1.250 /2.500
Primi ordines
5.000
Tribunus semestris
12.500
Tribunus laticlavius
30.000/
50.000
Tribunus angusticlavius
25.000
Praefectus castrorum
30.000
Praefectus alae
25.000 / 30.000
Tribunus cohors urbanae
50.000
Tribunus cohors praetoriae
50.000 / 75.000
Primus Pilum iterus
50.000 / 75.000


Además del salario, el legionario recibía extras como donaciones o partes de botín, premios en metálico, etc. La mitad de estos extras eran depositados obligatoriamente en la caja de la legión, en una cuenta que debía servir para pagar sus honras fúnebres en caso de muerte o para asegurarles el retiro al licenciarse.

VIDEOS RELACIONADO CON EL DESPLAZAMIENTO, EL CAMPAMENTO, LA COMIDA...




ENLACES DE INTERÉS:

http://laraeg3.glogster.com/ejercitoromano/
http://www.legionesromanas.com/
http://www.historialago.com/leg_01085_campamento_01.htm
http://www.imperioromano.com/134/el-campamento-romano.html
http://www.bloganavazquez.com/2009/07/03/el-campamento-romano/
http://www.atenea-nike.com/pagina_78.html